ENTREVISTA A SANTI LEÓN


Santi León, 1977. Sevilla.

Su formación comienza de la mano de Curro Petit. Integrante de Club Aljarafe Digital y Asociación Fotográfica Asférical (Bormujos). Ha recibido formación en diferentes cursos y Masterclass de reconocidos fotógrafos a nivel de andaluz. Autoformación en Procesos Fotográficos Alternativos.

Actualmente desarrolla un nuevo proyecto llamado “El Arte Duele”, sigue inmerso en el “Proyecto Barroco” y en la serie “Retratados”. También realiza trabajos para reproducciones pictóricas y obras de arte para proyectos de restauración y catálogos.

"La fotografía tiene fuerza plástica, pero sobre todo poética"


-¿Cómo es tu camino hasta llegar a dedicarte a la fotografía? 

En casa la fotografía siempre estuvo presente, a través de mi abuelo. Para mí siempre fue una pasión. Desde mi integración en las asociaciones de Bormujos. El crecimiento fue exponencial. 

-¿Qué quieres contar con tu obra? 

La fotografía tiene fuerza plástica, pero sobre todo poética. Ese es el punto de equilibrio que pretendo alcanzar. Quiero reflejar los espacios, las atmósferas, los ambientes. Integrarlos en mi fotografía. Sobre todo, a través del retrato, que me parece la esencia de la fotografía. No estoy cerrado a otras técnicas que me motivan y quiero desarrollar.



-Hemos visto que en muchas de tus fotografías se respira un aire barroco con un magnífico y difícil juego de luces y sombras. ¿Qué te atrae de esta estética? 

Comencé este proyecto para desarrollarme en la iluminación. El Barroco siempre ha estado presente en nuestra visión del arte. Me fascinaba. He descubierto que hay verdad y mucha mentira. El Barroco es un enorme artificio visual. Siempre hay un truco que ayuda a hacer convincente el resultado final. Es efectista y pasional. Como la propia fotografía. Una vez que entras te atrapa. Y así estoy.


"El mundo del arte en Sevilla es más heterogéneo de lo que nos hacen ver. Es una ciudad con muchas sensibilidades"



-La fotografía intenta captar un instante, pero previamente hay un trabajo de composición, encuadre, iluminación... ¿cómo es tu proceso de trabajo? 

En composiciones complejas, suelo tirar de storyboard. Hago bocetos y pruebas de iluminación con escenas vacías y elementos que den equilibrio. Al final tomo apuntes del resultado para mejorarlos en próximas sesiones.En este tipo de trabajos la improvisación no es una opción.

Apuntes preparatorios de Santi León

-¿Es importante un buen post-procesado? 

Cada fotógrafo tendrá su respuesta. No me gustan las ediciones complejas, pero defiendo que son necesarias. No hay que cerrarse a herramientas que nos ayudan tanto. Al fin y al cabo, existen (de forma analógica) desde los inicios de la fotografía.


-Has realizado el Cartel de las Glorias de Osuna, ¿por qué has optado por un collage? 

El cartel de Osuna es una obra hecha para perdurar. No es en sí un collage, si no la suma de varias técnicas, el collage entre ellas. Al ser un homenaje a la historia de la fotografía, no podía dejar de incluirlo. El collage es una técnica meramente fotográfica, que nace con la fotografía y que la fotografía exporta a otras artes. Me resulta muy creativo. Voy a intentar explorar ese campo.



-¿Qué es la cianotipia y por qué se ha convertido en otro de tus sellos personales? 

Con la cianotipia, he conseguido darle valor añadido a mi fotografía. La fotografía como obra singular. Irrepetible. Es uno de los procesos fotográficos mal llamados “Alternativos”. Cada foto se hace a mano, con los mismos químicos que hace 150 años. Tiene una vertiente creativa brutal.Hemos perdido el valor de una fotografía como recuerdo y testimonio de lo que fuimos. Muy agradecido con la demanda que está teniendo.


"Hay grandes fotógrafos en la actualidad capaces de aportar un plus a la cartelería. Hay que creer en la fotografía pero que sea de calidad"



-En un momento de multiplicación de cartelería de temática cofradiera, ¿crees que debería haber más fotografía en lugar de tanta pintura? 

La fotografía NO es un arte menor. Hay una evidente “cartelitis”,pero no debe pagarlo la fotografía, que siempre ha estado para todo en el mundo cofrade y casi siempre gratis. La fotografía ha sostenido la cartelería cofrade durante muchos años. Son dos Artes que deben coexistir y ser funcionales para las cofradías. Hay grandes fotógrafos en la actualidad capaces de aportar un plus a la cartelería. Hay que creer en la fotografía. Fotografía de calidad.



-¿De qué artistas recibes influencias? 

Los retratos de Irving Penn, las escenas de Atget. Ackerman .Eugenio Recuenco. La luz de Aurelio Monge. Los ambientes inquietantes de Tolo Parra...¿sigo?

"Mucha gente piensa que la fotografía es un trabajo que hace la cámara y que consiste en pulsar un botón. No se estiman los conocimientos, ni el tiempo, ni los procesos posteriores a la toma"


-¿Está valorada artística y económicamente la fotografía? 

En general, la fotografía no está valorada ni artística ni económicamente. Mucha gente piensa que es un trabajo que hace la cámara y que consiste en pulsar un botón. No se estiman los conocimientos, ni el tiempo, ni los procesos posteriores a la toma. Eso en general. Pero sí hay ámbitos donde la fotografía de calidad se estima y se paga. Donde encuentra su espacio. Hay mucha gente que compra fotografía artística. Cada vez más.



-¿Se puede realizar una buena fotografía con pocos recursos económicos? ¿Cómo? 

¡Claro! Vale más la mirada del fotógrafo que su equipo. Hay que formarse para conocer bien la Luz y sobre todo composición . Las mejores fotos salen de la mente del fotógrafo, que crea o retuerce el mundo que le rodea. Hoy se hace una fotografía muy sensitiva, apegada al subconsciente, muy psicológica y con gran carga poética. Mucha gente joven se recluye en esa fotografía buscando otra realidad. Mucha creatividad y bastante barata.

-¿Cómo ves el mundo del arte en Sevilla en la actualidad? 

El mundo del arte en Sevilla es más heterogéneo de lo que nos hacen ver. Es una ciudad con muchas sensibilidades. Todas merecen su espacio. Estamos en una etapa muy rica en lo creativo. El futuro es prometedor.

-Muchas gracias, Santi.